Una carta para el 2020.

in GEMS4 months ago (edited)

131712924_2874556849532579_8712513027485146381_n.png

Querido 2020...

A fin de cuentas que culpa tienes de que te haya tocado a ti ser el año mas difícil; ya falta poco para tu despedida, me gustaría decirte que fuiste querido para todos pero no fue así, para muchos fuiste un año de tristeza, dolor y sobre todo de separación. Fuiste una dura lección llena de tormentas y tragedias pero me marcare como sobreviviente por que a pesar de todo Dios aquí me tiene luchando cada día, otro mes mas de vida, otro año mas de vida.

No te desprecio, antes bien te atesoro como una lección importante, nos enseñaste a valorar aquellas cosas que creíamos insignificantes, como un abrazo, un beso o estar junto a nuestros amigos, me mostraste la bondad y el amor fraterno de las personas. Contigo comprendí que nos pasamos media vida imaginando que tenemos toda el tiempo por delante y tenemos el valor de dejar para mañana todo aquello que es importante para priorizar lo urgente, me temo que aunque mucho empeño has puesto en abrirnos los ojos no se si has terminado de convencer a mucha gente.

Me dejaste importantes enseñanzas y me ayudaste a entender que la vida se valora y que debemos estar siempre agradecidos por nuestra salud y que sin importar lo que haya pasado debo estar ilusionada por el porvenir de los años.

Contigo aprendí que aun el anochecer tiene hermosos colores y que aunque la desgracia nos afecte a todos siempre habrá una luz entre tanta oscuridad. Hoy me siento mas fuerte y agradecida de hecho lo siento cada vez que me miro al espejo y veo que sigo firme.

Te estimo como un año de cambios, un año en que pude valorar mis espacios, me di cuenta de lo libre que era antes tu llegada, hoy valoro ese azul del mar, ese sol brillante y lo verde de las praderas, ese aprenton de manos, ese abrazo y beso sincero.

Se que eres un reto hecho tiempo, que algo tenias dejarme por eso te agradezco los recuerdos en mi memoria pues contigo quedaron las ganas de ser mejor cada año. Me enseñaste que cuando los cimientos se remueven todo cambia, ahora que hemos aprendido el amor que transmiten los ojos tengo que decirte también lo poco valorado que teníamos los sentimientos que no hacen humanos y mejores personas.

Por eso te digo adiós y te despido dándote las gracias por todas aquellas cosas buenas que aprendí mientras que estuviste, te diré que este año que vine me propondré a ser una persona mas enfocada en mi, se que te encontrare en el nuevo año porque muchas metas quedaron aplazadas en ti, muchos besos pospuesto, abrazos guardados, ganas acumuladas y sueños rotos por reconstruir; te voy a recordar por todo aquello que si se pudo y también por lo que no.

FELIZ AÑO 2021...

Gracias por leer este contenido, sus comentarios son muy importantes para mi. Ahora nos queda de la mano de Dios realizar nuestras metas sueños y propósitos que no se dieron en el 2020, si gustas puedes realizar tambien una carta para despedir este año.

593089750_640x360 (1).jpg

Sin título.png